COVID-19 Medidas tomadas por nuestro equipo

Victoria Sofia Imery Pedroza

COMPARTIR ESTA HISTORIA

Biografía

Su familia nuclear está formada por su madre, Sara Pedroza, su hermana, Isabella Imery, y su hermano menor, Oscar Riquiac. Su familia por el lado materno es muy grande y unida, siempre se reúnen a celebrar cumpleaños y festividades. Vive con su mamá, su hermana y su hermanito en Patulul, Suchitepéquez, en casa de sus abuelos maternos.

De pequeña vivió en Chimaltenango con sus papás y estudió un año allí. Después vivió un tiempo en la Ciudad de Guatemala con su madre y unas tías. Estudió ahí por tres años. Finalmente, llegó con su madre y su hermana a vivir a la casa de sus abuelos en Patulul. Empezó a estudiar en el Colegio Santa María. Luego comenzó a estudiar en el Colegio Costa Sur, en Santa Lucía Cotzumalguapa.

En el 2011 ganó una beca en el Colegio Americano del Sur y empezó a estudiar ese mismo año ahí. Estudió en ese colegio hasta su graduación. Desde pequeña ha tenido el apoyo incondicional de sus abuelos maternos, quienes ayudaron a su mamá a poder sacar adelante a su familia.

La unión y el amor genuino de su familia la hace ser segura de quién es, sabiendo que sin importar qué, tendrá a personas que le resguardan, apoyan y confían en ella. Gracias a su amor incondicional y a su apoyo, pudo salir adelante y tener la oportunidad de ganar la beca de sus sueños.

Formación académica:

  • Nivel medio, Colegio Americano del Sur, 2015 – 2019.
  • Ingeniería en Ciencias de los Alimentos, Universidad del Valle de Guatemala – UVG-, 2020 – actualidad.

Reconocimientos:

  • Distinción de Presidente del Consejo Estudiantil, Colegio Americano del Sur por dos años consecutivos.
  • Reconocimiento por estar entre los mejores promedios de becados por la Asociación Becaria de Guatemala.
  • Reconocimiento por estar entre los primeros tres lugares del cuadro de honor durante cada año de los 9 años que asistió al Colegio Americano del Sur.
  • Reconocimiento por participar en la competencia de robótica “Lego League”, 2018.
  • Reconocimiento por participar en AASCA Leadership, 2017.
  • Distinción por ganar examen Elash con un promedio de 186 puntos, siendo el promedio más alto de la década en el colegio.

Encuentro con la fundación:

Previo formar parte del Programa de Becas Universitarias de la Fundación Juan Bautista Gutiérrez, Sofía no sabía mucho sobre ella y aplicó por curiosidad y suerte. Estar en el proceso de selección la tenía pendiente al correo electrónico, ya que sabía que esta era la oportunidad más grande que se le pudo haber presentado en la vida.

Cuando aplicó a la beca, descubrió sueños y anhelos que no había imaginado antes, por no tener motivación ni esperanza para poder estudiar en la universidad que admiraba. El proceso fue largo y estuvo lleno de nervios y emociones. Cada vez que recibía un correo de la Fundación, su corazón se aceleraba y la llenaba de felicidad al leer que había sido aceptada para seguir a la siguiente fase, sabiendo que estaba cada vez más cerca de lograr su meta.

Al recibir la beca sintió el sentimiento más puro y emocionante de su vida. No podía pensar en nada más que el hecho de que lo había logrado y que había personas que, a pesar de no conocerla mucho, habían puesto su confianza en ella y creían en su capacidad de salir adelante.

En el proceso de recibir la beca y asistir a la ceremonia de aceptación conoció a gente maravillosa por parte del equipo de la Fundación Juan Bautista Gutiérrez. Conoció a los becados a quienes admira y tuvo el placer de poder conocer a Doña Isabelita, con quien estará eternamente agradecida.

En la Fundación encontró una familia. Por eso el proceso desde que obtuvo la beca no ha sido nada menos que maravilloso. Después de recibir la beca, empezó a estudiar su primer año de universidad, recibiendo el apoyo incondicional de su familia. Encontró apoyo no solo académico, sino emocional.

Sofía se siente muy feliz de poder tener a tanta gente apoyándola, incluyéndole y ayudándole a formar parte de algo tan bello y significativo como lo es la Fundación. Su vida ha cambiado radicalmente desde que ganó la beca, ya que ha tenido la oportunidad de conocer a personas extraordinarias y de tener experiencias que nunca había tenido.

Otras actividades importantes:

Ha participado en proyectos pequeños e independientes para recaudación de fondos y víveres ante situaciones que lo ameriten.

Pasatiempos: Cocinar, leer, ver películas, cantar y bailar.