Programa

BECAS UNIVERSITARIAS

PAULA POSADAS, CULTIVANDO PASIÓN

La vida de Paula tomó un giro de 180º desde que su madre vio un anuncio en la prensa sobre el programa de becas universitarias de la Fundación Juan Bautista Gutiérrez. 

Su mamá la motivó a realizar el proceso para aplicar a las becas de la Fundación y consiguió un cupo para estudiar lo que más deseaba: ingeniería en la Universidad del Valle de Guatemala. Ese año, era el segundo que la fundación extendía este beneficio y el primero en que se lo daba a más de una persona.

Actualmente, es ingeniera química y desde hace 10 años su carrera profesional ha tomado forma y ha crecido bajo los valores con los que fue recibida en la Unidad de Restaurantes Centroamérica, de CMI, en donde comenzó formando parte del área de gestión del cambio y ahora ejerce como gerente de categoría, en abastecimiento estratégico.

Paula cree en el poder interior que uno tiene para cambiar el mundo y para hacer las cosas bien y éste es percibido por las personas que nos rodean. Indica que estas acciones son como pequeñas semillas que se van cultivando en la comunidad donde uno está, en la comunidad que uno pertenece, con las personas que se rodean y estas florecen como un ejemplo y como una inspiración para hacer de Guatemala un mejor país. 

HENZER GARCÍA, UNA CARRERA

TRAS SUS SUEÑOS

Son varias las historias de personas que con mucho esfuerzo y trabajo día con día, han realizado grandes cambios en sus vidas, como en este caso, obtener una oportunidad para hacer sus estudios en la universidad de su elección, a través del programa de becas de la Fundación Juan Bautista Gutiérrez. 

Tal es el caso de Henzer, originario de Sanarate, El Progreso, viene de una familia numerosa con recursos económicos limitados. Sin embargo, su calidad como estudiante y su anhelo por formarse profesionalmente le valió el beneficio de una beca completa de la fundación, que lo llevó a estudiar ingeniería en Ciencias de la Computación en la Universidad del Valle de Guatemala.

Recién cerró su pénsum de estudios el año pasado pero su talento ya lo ha llevado a realizar grandes logros. Obtuvo una beca para estudiar en Alemania y además participó en una competencia de tecnología junto con algunos compañeros de la carrera, desarrollando una aplicación que procesa imágenes en formato normal a un mundo 3D, con el que obtuvieron un puesto entre los mejores 5 a nivel mundial.

Henzer está concluyendo su formación profesional y tiene un gran futuro por delante, tiene un gran corazón pues asegura que tras haber recibido una oportunidad para cumplir con sus sueños a través de la beca de la fundación, siente la obligación de buscar las herramientas para generar empleo y retribuir el beneficio que alguna vez cambió su vida.

BIDKAR, EDUCANDO CON PASIÓN

La Fundación Juan Bautista Gutiérrez se ha dedicado durante más de una década a otorgar oportunidades a jóvenes guatemaltecos para que puedan estudiar y cumplir sus sueños a través de su programa de becas universitarias.

Tal es el caso de Bidkar Alexander Pojoy Corzo, originario de Retalhuleu, cuyo deseo por sobresalir lo llevó a ganarse una beca completa para que estudiara ingeniería en ciencias de la computación, en la Universidad del Valle de Guatemala en el 2001.

Bidkar sabía que tenía un gran futuro por delante y puso manos a la obra. Actualmente, es ingeniero, master en finanzas y desde hace 10 años trabaja para CMI. Ahora como Gerente de Inteligencia Comercial de la Unidad de Negocios de Restaurantes Centroamérica.

Uno de sus sueños más grandes se cumplió pero hay uno en el que aún trabaja. Ya desde hace más de 10 años es catedrático en la universidad que lo vio formarse y su mayor deseo es seguir llegando a la vida de sus alumnos a través de la educación y que sus alumnos lleguen a la vida de más personas y que se convierta en una cadena de bien para que el mundo cambie. 

EDWIN ROBLES, UN JOVEN QUE LO DEJÓ

TODO POR IR DETRÁS DEL ÉXITO

Conoce la historia de Edwin Robles, un joven que a sus 18 años tuvo que alejarse de su hogar en Izabal, para trasladarse a la ciudad en busca de un objetivo: el éxito.

Edwin vivía con su papá, su mamá y dos hermanos. Desde muy pequeño se ha sentido impulsado a ir tras grandes metas en la vida con el objetivo de hacer valer el gran apoyo que siempre recibió de parte de sus padres.

Por ello, apenas terminaba diversificado cuando decidió aplicar a una beca que le diera la oportunidad de pagar sus estudios universitarios y formarse como un profesional con el deseo de ayudar económicamente a su familia.

Entre otros de sus objetivos, estaba el de formar su propia familia, el de desarrollarse profesionalmente dentro de una gran empresa pero por sobre todas las cosas, mantenerse cerca de Dios.

Con grandes ambiciones y sin imaginar lo que estaba por sucederle, tras un proceso de selección entre varios aspirantes, Edwin se convirtió en uno de los 78 jóvenes beneficiados del programa de becas de la Fundación Juan Bautista Gutiérrez.

Una gran oportunidad al costo de un gran sacrificio: alejarse de su familia. Sin embargo, la fundación no solo le había beneficiado con sus estudios sino que también con residencia universitaria e insumos para sus traslados y para cubrir cualquier necesidad que se le presentara.

MI EXPERIENCIA PUEDE AYUDAR A MUCHOS JÓVENES PARA SABER QUE SÍ SE PUEDE LLEGAR MÁS ALLÁ

El éxito es un estado mental, emocional y profesional que alberga a un pequeño grupo de personas. Aquellas que están dispuestas a anteponer el esfuerzo que el descanso, el sufrimiento que la comodidad. El éxito persigue solo a aquellos que aún en el momento más difícil por el que hayan atravesado en su vida no pierden la visión de quiénes son y a dónde quieren llegar.

Este es el caso de William Saenz, a quien las situaciones adversas por las que pasó su familia y los recursos económicos limitados, no entorpecieron su camino en la búsqueda de su sueño: estudiar.

Siempre con un plan B entre manos, William tuvo la oportunidad de optar a una beca de la Fundación Juan Bautista Gutiérrez por su excelente rendimiento académico en el colegio. Sin embargo, el deseo de apoyar a su madre, quien era la única responsable del sostenimiento de su familia conformada por 4 hermanos, lo llevó a considerar en pausar por un tiempo sus estudios y buscar un trabajo con el que pudiera apoyar en casa pues ya se habían recortado muchos gastos.

Poco tiempo después, fue convocado a la fundación para una entrevista con la junta directiva y doña Isabelita Gutiérrez de Bosch, quien se encargó de decirle a William que se había hecho acreedor de una beca completa para que estudiara la carrera que deseara en la universidad de su preferencia.

Actualmente, William está en el último año de arquitectura y ya trabaja formalmente para una firma de arquitectos desde hace un año y medio. Su talento empieza a hacerse notar con más de 5 nominaciones a mejor proyecto durante 5 semestres consecutivos y se espera que vuelva a ser nominado durante este mes.

SOFÍA HERNÁNDEZ. SU PASIÓN POR EL ÉXITO INSPIRA A QUIENES TIENEN EL GUSTO DE CONOCERLA

Sofía Hernández es una mujer con gran pasión con la que, desde muy pequeña, ha buscado salir adelante, convertirse en una profesional y ser reconocida nacional e internacionalmente por su trabajo con el propósito de que conozcan que en Guatemala existen personas que luchan por un futuro mejor para sus vidas y para el país.

 

Pese a que proviene de una familia de recursos económicos limitados, Sofía siempre ha ido detrás de las oportunidades y sacarles el máximo provecho, y para cada intento que hace tiene un plan “B”. 

Cuando terminaba sus estudios de la secundaria, aplicó para la beca de la Fundación Juan Bautista Gutiérrez con el deseo de ser beneficiada y tener la posibilidad de continuar con su formación profesional en donde siempre lo había esperado.

Sin embargo, cuando inició con el proceso y se dio cuenta de que eran centenares de jóvenes con talento que iban detrás de la misma oportunidad, decidió ejecutar su plan B.

Ella comenzó a realizar los exámenes de primer ingreso en la universidad pública del país como alternativa aunque sus anhelos la hacían verse en otra casa de estudios superiores y con el temor de que en algún momento se vería obligada a abandonar sus estudios para trabajar y continuar con su carrera mucho tiempo después.

ANASILVIA SALAZAR: SU SUEÑO COMENZÓ DESDE EL DÍA QUE RECORTÓ UN ANUNCIO DE LA PRENSA

¿Alguna vez has recortado o guardado algo que dejas a la vista para motivarte en todo momento, principalmente en los más difíciles, hasta que lo alcances?

Anasilvia Salazar así lo hizo, tenía un sueño, encontró algo que la mantendría motivada, lo recortó y guardó durante más de un año. Hoy es una profesional con una carrera exitosa y trabaja para aquel lugar que aseguraba nunca poder hacerlo. Esta es su historia:

Ella proviene de una familia con recursos económicos limitados, en San Antonio Huista, Huehuetenango, lugar donde estudió toda su infancia.

Desde el quinto grado de colegio, ella ya tenía claro que quería estudiar en la Universidad del Valle de Guatemala aunque estaba clara de que sería algo difícil no solo por la distancia de donde vivía sino por los gastos que esto pudiera significar para su mamá, quien estaba sola a cargo de su familia.

Un día encontró un anuncio en la prensa el cual hablaba de las oportunidades que la Fundación Juan Bautista Gutiérrez estaría otorgando a través de su programa de becas universitarias a 10 jóvenes que destacaran por su entrega y compromiso con sus estudios.

Sin embargo, uno de los requisitos era que quienes aplicaran a la beca debían estar en su último año de estudios y a ella aún le quedaba un grado más para cursar. Lejos de sentirse desmotivada, Anasilvia lo vio como la única oportunidad de iniciar con su carrera profesional así que recortó ese anuncio y lo guardó hasta el próximo año para hacer el intento.

FUNDACIÓN JUAN BAUTISTA GUTIÉRREZ

Es el brazo social de Corporación Multi Inversiones constituida

en 1985 y cumple con formalizar los proyectos benéficos

de las familias Bosch Gutiérrez y Gutiérrez Mayorga.

A través de la fundación se canalizan, centralizan y formalizan

los programas en Educación y Salud de cada una

de las empresas de la Corporación.

CONTACTO

Dirección: 5ta Avenida 15-45 zona 10  

Centro Empresarial Torre 1, Oficina 508 

PBX: (502) 2259-1000 

E-mail: info@fundacionjbg.org